¿Por qué el Colegio Peñafort apuesta por la preparación de sus alumnos para los exámenes externos de Cambridge?

Hoy en día, la posibilidad de comunicarnos en inglés es muy importante en la sociedad en la que vivimos. Es por ello que desde el Colegio Peñafort consideramos fundamental el aprendizaje de esta lengua desde una edad temprana. Por este motivo, desde hace tres cursos hemos apostado por la preparación de nuestros alumnos para realizar los exámenes YLE de Cambridge, que tendrán lugar en las instalaciones del Centro el próximo mes de junio.
Con estos exámenes, los niños pueden mejorar su inglés paso a paso, avanzando desde Starters hasta Movers y Flyers (los tres niveles en los que se dividen las pruebas). Han sido diseñadas para motivar a los niños e infundirles confianza cuando hablan inglés. El examen está basado en temas y situaciones comunes y desarrolla las destrezas que necesitan para comunicarse en inglés. A medida que los niños adquieran confianza, obtendrán también la motivación necesaria para aprender más inglés y lo harán a un nivel más exigente.

El examen abarca las cuatro destrezas lingüísticas: comprensión y expresión orales, y comprensión y expresión escritas. También supone los primeros pasos a la hora de adquirir destrezas lingüísticas prácticas en inglés para la vida real que ayudarán a los niños a usar Internet y otros medios de comunicación en inglés; disfrutar de libros, canciones, programas de televisión y películas en inglés; hacer amigos en todo el mundo, utilizar el inglés como idioma internacional común y prepararse para cursar estudios en el futuro y tener éxito laboral.

Cabe destacar que no hay aprobados ni suspensos. Todos los niños reciben una distinción de Cambridge English en reconocimiento a su trabajo. Esto hace que adquieran confianza y les premia por haber desarrollado sus destrezas comunicativas. El premio refleja el número de escudos que ha recibido cada niño. Si un niño obtiene 10 u 11 escudos, o más, se le considera apto para comenzar a prepararse para el siguiente nivel.

Estas pruebas son reconocidas a nivel internacional y reflejan las destrezas lingüísticas del niño de la forma más fiable posible; abarcan las principales variantes lingüísticas del inglés (como por ejemplo, el inglés británico o el inglés estadounidenses), han sido diseñadas para ser imparciales con los usuarios de todas las nacionalidades y orígenes lingüísticos y están respaldadas por el mayor programa de investigación en su campo.